El nadador

IMG_0184.jpg

“El mar es inmenso, así que todo está en calma”. Hablaba con frases de canciones y yo me divertía en buscar su origen. Estaba la playa casi desierta y nadie lo vio perderse en el agua. Tampoco nadie lo había visto llegar.

“Sube la marea como un buen nadador, aprovecha la ola”. El fondo del mar estaba lleno de sorpresas. Con el sol en lo más alto, se podían escuchar cantos de sirenas. Cantaban viejas canciones de Radio Futura. Menuda contradicción…

El dia tenía sabor salado y el agua era un espejo. Busqué un truco para parar el tiempo en el “Manual de Robinson Crusoe”, pero toda la magia se había gastado en el instante anterior. Ese que hubiera querido congelar en el tiempo. Demasiado calor para eso.

Al volver a casa escuché un vinilo azul marino. “La Ley del Desierto/La Ley del Mar”. Canciones de sirenas; recuerdos de mis amigos de la Secta del Mar que se reactivan cuando uno menos lo espera. Por ejemplo, en una playa desierta de la que no querría haber salido.

Verás que volveremos a nuestro refugio. El mar seguirá siendo inmenso y todo estará en calma. Nunca hay que dejar de aprovechar una ola.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s