Antonio Vega, sombras en color

a

“No me iré mañana”. El álbum de debut en solitario de Antonio Vega era una promesa a sus seguidores, a los que miraba a los ojos desde la portada del disco. Una bonita foto entre las sombras. Una soberbia colección de canciones ponía color a esas sombras. “Sombras en color”, cantaba Antonio en “Esperando nada”.

Veinticinco años después, “No me iré mañana” ha regresado al mercado en una edición conmemorativa. El vinilo de color blanco transparente es una preciosidad. Y el sonido es francamente bueno. Un imprescindible de Viniland.

En su momento, la publicación de aquel disco trajo una noticia buena y otra mala. La mala era que los fans de Nacha Pop comprendieron enseguida que ese era el final del grupo más querido del pop español. Y la buena que “No me iré mañana” era un disco magnífico que presagiaba una larga y fructífera carrera de Antonio Vega en solitario.

Desgraciadamente no fue así. “No me iré mañana” es la máxima expresión de uno de los mayores artistas de la música en español, pero Antonio Vega no volvió a  acercarse nunca a este nivel. Hubo algún chispazo  entre las sombras,  eso sí, hasta llegar al fundido final. Y dejó un montón de canciones inolvidables para mantener su promesa de que no se marcharía.

Anuncios

One response to “Antonio Vega, sombras en color

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s